15 Ejemplos de Comprensibilidad

La comprensibilidad es la virtud que permite que las personas puedan aceptar lo que sucede a su alrededor, sin que genere algún tipo de discordia. Ponerla en práctica genera mejorías en la relación con los demás, pues denota ejemplos de valores humanos que tienen incidencia positiva.

Además, este principio es básico para la comunicación general entre los individuos, debido a que si algo se presenta de forma incomprensible, el mensaje no llegará al receptor. Su uso es vital para conseguir resultados exitosos en cualquier área de la vida. 

Principales ejemplos de comprensibilidad

1. Cita perdida

A pesar de tener un compromiso establecido, es posible que surjan algunos inconvenientes y que los planes tengan que ser cancelados en virtud de buscar soluciones. 

El problema es que la otra persona involucrada en la cita, ya está en el lugar esperando. 

Si ese individuo entiende el caso y plantea reprogramar el encuentro será una fiel muestra de su valor comprensible. 

2. Respeto a otras decisiones 

Es muy común no estar de acuerdo con los procederes de otras personas, pero lo que se haga con la propia percepción es lo que determinará las cosas. 

Una opción es incomodarse, retirarse o quejarse de la situación, y la otra es comprender que todos los individuos piensan diferente.

3. Disgusto por la comida

Los padres buscan dar lo mejor y más saludable a sus hijos, pero en ocasiones los pequeños no tienen total disfrute por la preparación.

 En esos casos, hasta cierto punto, los representantes son comprensibles de que hay ciertos ingredientes que no agradan al menor y que le impiden comer como deberían.

4. Carencia de algo

No se puede tener todo en la vida, o al menos no en el mismo momento. Lo ideal es tener paciencia, entendimiento y trabajar en función de las cosas.

5. Talla inadecuada 

Un vestido encantador, un precio insuperable y una chica ávida de comprar ropa de temporada.

Sin embargo, la empleada de la tienda rompe las ilusiones de los presentes al decir que la talla requerida del traje no está en existencia. A pesar de la incomodidad, es necesario comprender que estas cosas pasan.

6. Reglas del juego

Las reglas de cualquier juego o actividad deportiva deben estar lo suficientemente claras para que todos los participantes e involucrados con el acto sepan que hacer y en el momento en el que debe ser. En todo caso, los estatutos  deben ser comprendidos con facilidad.

Los ejemplos de comprensibilidad abundan en la vida cotidiana, pues es un valor práctico de incidencia positiva para las relaciones

7. Interfaz amigable

Los sitios web para todo público deben gozar de compresibilidad, para llegar a la mayor cantidad de internautas posible. Ello contempla tipografía, orden y dinámica clara.


  • VEA TAMBIÉN: ¿Qué es Empatía?

8. Tarea fallida

Tanto jóvenes como adultos deben cumplir con sus tareas académicas, pero también están sujetos a contratiempos. Si alguien tuvo que salir de viaje por una emergencia familiar, apela al entendimiento que puedan tener los profesores para con su situación.

9. Teléfono agotado

Después de hacer largas filas fuera de un establecimiento comercial, llegar a la taquilla y que el producto esté agotado es penoso. Pero puede suceder, así que hay que aceptarlo y buscar nuevas opciones.

10. Apoyo a una salida juvenil 

Los padres apoyan a la hija para que salga con sus amigos, comprendiendo que la recreación es una de sus necesidades y que cuando ellos también eran jóvenes, disfrutaban de compartir con sus afectos.

11. Falta de dinero para viaje de graduación

Hay muchas ganas de asistir a un viaje de cierre de curso, pero no hay el dinero suficiente para cubrirlo. Los jóvenes deben comprender que no siempre se está en capacidad de asumir este tipo de compromisos económicos.

12. Informe técnico

Los informes técnicos por más especializados que sean deberían ser comprensibles para quienes tengan acceso a ellos. De nada sirve tener un trabajo impecable, que no sea entendible para ninguno de los interesados.

13. Falta de solvencia económica

Ante salidas de amigos, viajes familiares o la mayoría de los planes externos se necesitan recursos económicos para poder asistir. A veces existen muchas ganas de socializar, pero no está el dinero necesario para cubrir los gastos que eso implica. 

Para ello, hay que tener entendimiento y aceptar que es necesario prepararse mejor para la próxima oportunidad.

14. Mal clima que impide salir

Todo está planeado para salir de paseo, pero el clima juega una mala pasada. En estas ocasiones hay que aplicar la comprensibilidad, asumiendo que nadie tiene la culpa y que si las cosas se dieron de esa manera fue porque así debían ser. Las situaciones pueden cambiar de un momento a otro.

15. Escritura

Asimismo, la escritura  amerita precisión  y concisión para que tenga sentido. Una gran variedad de lectores debería poder entender los mensajes emitidos por un interlocutor.

Ir arriba